martes, 30 de diciembre de 2014

¿Por qué?

Una pregunta que constantemente cruza mi cabeza y que quizás nunca tenga respuesta. ¿Por qué te has ido? Llegué a creer que eras inmortal y que siempre estarías esperándome cada vez que fuera a visitarte, pero un día esa certidumbre se desvaneció. Quedó reducida a la nada. En ese momento no le encontraba sentido. Me equivoqué al pensar eso. No es cierto que ya no estés aquí.

Puede que haya sido pronto o puede que no, eso nunca lo sabré, que haya ocurrido lo inevitable. No obstante, hay algo que sí sé. Algo que he comprendido gracias a ti. Nuestra vida es una serie de instantes de felicidad y desdicha que van marcando nuestro camino y perduran en nuestro recuerdo.

martes, 23 de diciembre de 2014

Sonrisa olvidada, momentos perdidos

Rocío y Diego:

- Perdona, creo que has perdido la sonrisa. - observa un chico moreno que aparece de improviso delante del camino de Rocío.

- ¿Te conozco? La dejé olvidada en un rincón. - le responde Rocío, con su cabellera rizada ondeando al viento.

- No, no me conoces. Mi nombre es Diego, ¿y el tuyo? Te he visto y he sentido la necesidad de ayudarte a recuperarla. - afirma con una sonrisa traviesa el joven desconocido.

- Rocío. Lo siento, pero no puedes. - y tras una pausa de duda, añade,- Tengo que irme.

- No te vayas todavía. Sólo respóndeme a una pregunta, ¿por qué estás triste? - le suplica él.

sábado, 20 de diciembre de 2014

Pensamientos

Amanecer. El cielo adquiere tonos anaranjados de diferente intensidad. Las estrellas se van difuminando. La luna cede su puesto al brillante astro, cuyos rayos se extienden ya rozando las nubes. Con su habitual parsimonia el sol realiza su espectacular aparición lo que para mí indica el inicio de un nuevo viaje.

Todavía recuerdo el primero que emprendí. Estaba muy inquieto y demasiado joven. Mi primer pensamiento era de euforia. En ese momento deseaba experimentar nuevas sensaciones. Ahora mis ojos han visto más de lo que cualquier ser normal en toda su vida. No obstante, hay recuerdos que me gustaría olvidar. En mí ya no hay rastro de inocencia. La vida me ha endurecido y sólo puedo amar a mi familia. Lo demás me es indiferente, ya que en ocasiones tan sólo soy un mero observador.

Las mañanas son cada vez más frías por lo que he de darme prisa. Tal vez no llegue a mi destino y perezca durante el camino. Aún así he de intentarlo. No hay ningún sendero previamente dibujado, ninguna referencia; excepto el que yo mismo me voy trazando, seguramente por instinto. Los sigo sin detenerme, únicamente para descansar, y preocupándome por mi familia. Por la noche dormimos a la intemperie, resguardados por un sólido ramaje.

miércoles, 17 de diciembre de 2014

Sonríe

En la vida hay momentos en los que necesitas parar y pensar en el camino recorrido. Buenos y malos momentos. Alegrías y tristezas. Sonrisas y lágrimas. Esperanza y angustia.

Sin importar lo mucho que duela recordar, comenzamos a hacer un balance de nuestra trayectoria y de todas esas personas con las que nos hemos cruzado en nuestro proseguir.

Una vez que hemos reflexionado sobre todo ello, es hora de comenzar un nuevo episodio de nuestra vida. Dejamos atrás las hojas gastadas de nuestro diario y nos ponemos delante de una nueva. Una hoja en blanco en la que no certezas ni incertidumbres.

Porque es el momento de preocuparme solo por mí y el ahora. Porque simplemente tienes que sonreír y dejarte llevar.


martes, 16 de diciembre de 2014

Una verdad inevitable

Y a veces quieres huir, esconderte, hallar refugio debajo de las piedras. No oír esa temida verdad. Vivir en la mentira. Es preferible a que tu mundo se desmorone. Sin embargo, es imposible evitarlo. Ocurre.

De un momento a otro todo cambia y sabes que nunca será igual. No volverás a sentir lo mismo. Tus ojos observarán un paisaje diferente.

Porque en algún momento las cosas tienen que cambiar. Pero no siempre estás preparado para esa cambio.


lunes, 15 de diciembre de 2014

Un espacio donde pensar y contar historias

Hacía tiempo que necesitaba esto, un espacio propio en el que poder contar mis pensamientos y escribir mis historias. Porque todas ellas están esperando en una libreta a que alguien las lea. ¿Y qué mejor forma que a través de este blog?

Aleteos de tinta será esa hoja en blanco que se llenará de todas esas cosas que pasan por mi cabeza, fantasías y deseos. Todas esas frases que aletean en mis pensamientos quedarán plasmadas aquí.

No puedo garantizaros una periodicidad fija, pero seguramente cada semana tendréis nuevo contenido que leer. Y me gustaría vuestra opinión para poder mejorar.

¿Os animáis a introduciros en un mundo de aleteos y tinta?